Diferencias entre 3G y 4G. Todo lo que debes saber

Las tecnologías forman parte de nuestro día a día y, hoy, ya no permitimos tener un mal acceso a Internet. El 3G y el 4G permiten conectarse a la Red desde cualquier lugar, solo se necesita un terminal compatible. Por eso, y a la espera de que lleguen las nuevas redes de quinta generación, es necesario saber cuáles son las diferencias entre la tecnología 3G y la tecnología 4G y cuál se adapta más a nuestras necesidades.

Obviamente, esta diferencia va mucho más allá del simple número que las precede y que muestra que una (3G) es una versión mucho más moderna que otra (4G). Vemos dos fundamentales:

Velocidad y cobertura: diferencias principales

cobertura móvil

Los contenidos que encontramos hoy en Internet son principalmente multimedia, y generalmente en alta definición, lo que hace que los archivos que manejamos hoy se conviertan en archivos mucho más pesados que antes y requieran un mayor tiempo de carga y descarga. Por ello, cada nueva innovación persigue aumentar la velocidad para conseguir, así, reducir los tiempos de carga.

La tecnología 3G fue pionera en alta velocidad, aumentando considerablemente respecto a la 2G. Esta tecnología 3G alcanza una velocidad de entre 1 y 25 Megabit por segundo (Mbps). Sin embargo, la 4G está diseñada para producir mas velocidad de descarga, alcanzando hasta una velocidad máxima de 300 Mbps. Esta diferencia se puede apreciar mucho más fácilmente en los contenidos que se ven streaming; una red de cuarta generación sufrirá muchos menos cortes que una de tercera.

Sin embargo, la velocidad de carga y descarga no importará si no tenemos cobertura 4G. Por eso, lo normal es que todos los dispositivos que conectan esta red móvil también lo hagan a la red 3G. En estos casos, tu conexión a Internet seguiría funcionando pero de una manera más lenta. Esto no ocurre de forma inversa; si eres 3G, no podrás navegar a velocidad 4G.

¿Qué tipo de tecnología móvil necesito?

qué necesito contratar

Continuamente nos preguntamos qué tipo de tecnología necesitamos y, cómo no, siempre terminamos decantándonos por la última innovación disponible en el mercado. Sin embargo, no todos damos a nuestros dispositivos móviles el mismo uso. Si bien es cierto que hay gente que utiliza el móvil para absolutamente todo y tiene un consumo de datos muy elevado, también encontramos el caso contrario en aquellos que solo usan el móvil de manera puntual o de forma esporádica.

Así que esta es un tipo de pregunta que solo tú puedes responder en función del uso que le des a tu dispositivo móvil. ¿Lo utilizas de forma constante y buscas una rápida transmisión de datos, la mejor conexión a Internet y la máxima velocidad de carga y descarga?, ¿o no lo usas de forma habitual y, si lo haces, es únicamente para llamar o mandar mensajes puntualmente?

Así, aunque el 4G se perfile como la opción más avanzada, si eres de este último grupo, tal vez debas plantearte si merece o no la pena. Pues igual con contar con una buena señal 3G y los datos que esta te proporciona podría ser más que suficiente para cubrir tu actividad.