Prestamos para estudiar

Préstamos para estudiar: Las claves

Matrícula, libros, tasas, comida o transporte son algunas de las cosas que hacen bajar las cuentas bancarias de los estudiantes. Si, además de todas estas cosas, sumamos la posibilidad de realizar la carrera en el extranjero los costes aumentan considerablemente. Y es que acceder a una carrera es una tarea cada vez más complicada, no solo por la dura competencias, sino por los altos costes de desplazamiento, los precios de las tasas o por la manutención en otra ciudad diferente, entre otras.

Ante esto, una de las soluciones existentes a las que se puede recurrir es a la de solicitar un préstamo para estudiantes. Las entidades bancarias suelen contar con una diversificada oferta orientada a estudiar tanto en el extranjero como en España. Hablamos de un tipo de préstamo personal que cuenta con unas características principales.

Qué es un préstamo de estudiantes y qué tipos hay

Los préstamos de estudios son un producto bancario; se trata de una especie de financiación destinada a jóvenes estudiantes que deben tener entre 18 y 30 años. Su objetivo principal es brindar una ayuda de carácter económico destinada tanto a cursos de idiomas, como a estudios en el extranjero o a un grado universitario. Dentro de estos encontramos dos tipos principales: préstamos para estudiar en España y préstamos de estudios en el extranjero. 

Los préstamos destinados a estudiantes que deseen realizar sus cursos en España pueden cubrir solo una parte o la totalidad del gasto. Además, como se busca fomentar la formación de los jóvenes, este tipo de préstamos cuenta con unas condiciones considerablemente más beneficiosas que los préstamos tradicionales: son generalmente más competitivos, cuentan con dilatados periodos de carencia así como con unos plazos de amortización que pueden llegar hasta a los diez años. Algunas de las modalidades que ofrecen los bancos en función de lo que se vaya a estudiar o a destinar el dinero son:

  • Préstamo matrícula: destinado principalmente a financiar una carrera universitaria, un curso de idiomas o un máster. 
  • Préstamo máster: generalmente para estudiantes que han terminado sus estudios y buscan especializarse. Especialmente destinado a estudiantes de máster o doctorado. 
  • Préstamo beca: orientados a adelantar al estudiante la cantidad con la que ha sido becado hasta que la ayuda le sea entregada. 

Los préstamos destinados a estudiar en el extranjero buscan solventar las dificultades que tienen algunos alumnos que buscan mejorar su historial académico fuera de España. En este caso, los más solicitados son los préstamos destinados a estudiantes Erasmus. Se constituyen como una solución ya que que suelen recibir las becas tarde y cuando ya están fuera del país.

Prestamo estudiantes matriculas

Características de los préstamos para estudiantes

Este tipo de productos está destinado solo a jóvenes de 18 a 30 años de edad que busquen financiar sus estudios. Por este motivo cuentan con unas condiciones muy específicas:

  • Importe: generalmente estos préstamos establecen el mínimo en 6.000 euros y el máximo en 60.000. Ofrecen una horquilla muy amplia de posibilidad porque esto suele variar mucho en función del tipo de estudios al que se vaya a destinar.
  • Tipo de interés: pueden ser fijos o variables y oscilan entre el 5% y el 7%. De este interés dependerá en parte la cuota mensual. Además, son más bajos que los ofrecidos en préstamos convencionales, que se suele establecer en torno al 10%. 
  • Comisiones: como todos, la contratación llevan consigo comisiones. Algunas entidades bancarias liberan a sus clientes de estos pagos en este tipo de préstamos, aunque lo más común es que se establezcan comisiones de apertura. 
  • Carencia: algunos bancos ofrecen la posibilidad de aplicar un periodo de carencia con una horquilla de entre dos meses a dos años. Durante este periodo el cliente podrá pagar únicamente los intereses que genere o aplazar los pagos totalmente. 

Plazo de devolución: el plazo variará en función de la suma de dinero de la que se disponga y de la entidad bancaria en la que se solicite. En este plazo incluyen los periodos de carencia.

Prestamos universitarios

Solicitar un préstamo para estudiantes: requisitos y documentación

La documentación que exige cualquier entidad bancaria para poder conceder un préstamo para estudiar es prácticamente idéntica a la de cualquier otro préstamo personal. Eso sí, tiene algunas peculiaridades: 

  • DNI o pasaporte: deberá corresponder con la persona que será la titular del préstamo. Este no puede ser menor de edad; si eso ocurre, serán los padres los que figuren como titulares del préstamo solicitado. 
  • Nóminas del titular actuales: lo ideal es presentar las últimas nóminas. Sin embargo, muchos se dedican a estudiar y no trabajan. En estos casos, deberán ser los padres quienes avalen a sus hijos para que se les conceda la financiación. 
  • Declaración del IRPF: si se posee alguna. 
  • Copia de la matrícula: un requisito indispensable para poder demostrar que el dinero se utilizará para ese fin; que por eso se le ofrecen este tipo de condiciones.

¿Cómo encuentro el mejor préstamo?

Como hemos visto cualquier formación supone un importante desembolso y, ante esto, las entidades bancarias cuentan con una amplia oferta al respecto. Por este motivo tampoco es fácil encontrar el préstamo más adecuado o que cuente con las mejores condiciones. Si quieres asegurarte de hacer una buena elección, te recomendamos que visites el comparador Precio.com y encuentres la opción que mejor se adapte a lo que necesites.